MAGNESIL POLVO Y GRANULAR

Es una enmienda de suelos y fuente de Magnesio y Sílice de lenta liberación para los cultivos.

Este producto no está disponible porque no quedan existencias.

Descripción

MAGNESIL POLVO Y GRANULAR

 

GENERALIDADES:

El magnesil polvo y granular es una enmienda de suelos y fuente de Magnesio y Sílice de lenta liberación para los cultivos; en forma de silicato. 

El Magnesio hace parte de la Clorofila y ayuda para que el Nitrógeno y el Fósforo sean más disponibles para las plantas.

El Silicio mejora la química de la rizosfera (área radical) disminuye la fijación de Fósforo, reduce la toxicidad de Hierro y Manganeso en suelos ácidos; oxigena el sistema radical; le da resistencia a las plantas al ataque de plagas y enfermedades, incrementa el vigor y resistencia al vuelco.

Producto para aplicación edáfica como fuente de Magnesio y Sílice, para todos los cultivos en general. Incrementa los rendimientos y calidad de las cosechas.

CARACTERÍSTICAS:

El silicio presente en el Magnesil mejora la eficiencia del fósforo aplicado, actúa como neutralizante de la acidez del suelo; incrementa el pH e inactiva formas tóxicas de aluminio, hierro, manganeso y metales pesados presentes en el suelo, que pueden ser nocivos para la planta. En suelos alcalinos evita que la planta tome un exceso de sales; especialmente de sodio, que pueden llegar a interferir con la absorción de agua y nutrientes; pudiendo alterar el metabolismo de la planta.

En la planta, el silicio del Magnesil promueve una mayor producción de materia seca, activa las defensas naturales promoviendo la síntesis de fitoalexinas y, por lo tanto; disminuye la incidencia de enfermedades fungosas y bacteriales; actúa como una barrera física impidiendo la germinación de las esporas de los patógenos y dificulta el ataque de las plagas al localizarse como una capa continua entre la cutícula y las células de la epidermis.

El silicio depositado en las raíces disminuye la incidencia de nemátodos y las enfermedades fungosas de origen edáfico. De igual manera, modifica la arquitectura en las gramíneas; mejora el macollamiento, aumentando el número de tallos y espigas, las hojas son más erectas y, por consiguiente, incrementa la eficiencia en la utilización de la luz (Datnoff et al, 2007).

El Magnesil, como fuente de magnesio, suministra a la planta cantidades significativas de este elemento, constituyente de la clorofila y necesario para estimular la absorción del fósforo, regular el pH y la presión osmótica, interviene, entre otras funciones, en las reacciones de fosforilación y transferencia de energía y en el movimiento de carbohidratos dentro de la planta.

RECOMENDACIONES DE USO:

El Magnesil, en sus diferentes formulaciones, se utiliza en diferentes suelos y cultivos. La formulación que se va a usar se debe seleccionar en cada caso de acuerdo con las condiciones químicas del suelo, según el análisis de fertilidad y el fin que se busca. Las dosis recomendadas varían entre 150 y 750 kg/ha, de acuerdo con la especie cultivada, el clima y el suelo. Es un acondicionador de suelos muy versátil que se utiliza exitosamente desde suelos muy ácidos hasta suelos alcalinos, puesto que el Magnesil es activo desde pH 3.0 hasta pH 9.0.

En cultivos permanentes, como la palma de aceite, se emplea desde 15 hasta 30 g/bolsa en viveros, y de 1.500 a 2.000 g/palma/año, en plantaciones adultas en producción.

Los resultados de su uso en caña de azúcar han mostrado incrementos del 18 a 26% del rendimiento en toneladas de caña por hectárea (TCH) y del 11% al 16% en contenidos de sacarosa, especialmente en suelos ácidos con alta saturación de aluminio o en suelos afectados por sales, con conductividad eléctrica (CE) muy alta. Las dosis recomendadas para caña oscilan entre entre 150 y 750 kg/ha/corte, aplicados en mezcla con el NPK en forma granular, o como enmienda, en polvo, mezclado con cales.

 

DOSIS DE APLICACIÓN MAGNESIL POLVO Y GRANULAR

En zonas de producción de caña panelera (Colombia), papelote (Venezuela), chancaca (Perú), piloncillo (México), se han obtenido excelentes respuestas al aplicar 200 kg/ha de Magnesil en mezcla con 150 kg/ha de Mejicorrectio Ca, adicionales a las aplicaciones de NPK.

  • cultivos de ciclo corto, como arroz, maíz y soya, se utilizan dosis entre 150 y 300 kg/ha, y en cultivos de ciclo largo, como el banano, 500 a 1.000 g/año por planta de producción.
  • En praderas se recomiendan entre 200 y 300 kg/ha/año en una o dos aplicaciones al comienzo de las lluvias. En café se han tenido incrementos de producción superiores al 10% con la aplicación de Magnesil a razón de 70 g/planta, es decir, 350 kg/ha cuando se utilizan densidades de 5.000 plantas/ha.
  • Para frutales en producción se aplican entre 600 y 1.200 g/planta/año.
  • En hortalizas, entre 250 y 300 kg/ha/ciclo, incorporados en la preparación del suelo.
  • Para flores se recomienda 1 kg/m2 por mes, espolvoreado sobre las camas, para ayudar en el control  de  plagas  y  evitar  la salinización  del  suelo,  como  ocurre  con  los  cultivos  fertilizados en  forma intensiva.

EMPAQUE: Disponible en sacos de 50 Kg.

COMPOSICIÓN

Mangnesil-granularMangnesil-p-polvoMangnesil-polvo

Información adicional

Peso/Volúmen

Formulación

Magnesil, Magnesil P

Presentación

,

Tipo De Despacho